Inevitablemente te encuentras en pleno otoño. Es hora de aceptar que necesitas ponerte la chaqueta, y que las naranjas y mandarinas van a ser tus mejores amigas en tus próximos resfriados. Por si eres demasiado optimista, debemos decirte que para estos días te va a hacer falta el paraguas también. ¡Asume ya que este año también va a llover!

Evidentemente no es lo mismo si eres de Vigo que si tu ciudad es Málaga. Pero queremos que conozcas la importancia de saber aprovechar este fenómeno natural.

Al mal tiempo…recupera agua

Abrir un grifo es el acto más sencillo y cotidiano de nuestras vidas. Aun así, estamos seguros que no es la primera vez que oyes que el agua es un recurso natural limitado, y debemos cuidar de él. Es por eso que hoy vamos a hablarte de la recuperación del agua de la lluvia. Esta no es solamente una solución para el medio ambiente, ¡También es bueno para tu bolsillo! Por 100m² de agua puedes llegar a recuperar entre 3000 y 6000 litros para regar tu jardín o utilizarla para tu inodoro. El agua de la lluvia es mucho más saludable para tus plantas que la del grifo, pues esta última contiene calcio y otros productos químicos.

¿Cómo recuperar agua de la lluvia?

Para recuperarla puedes repartir todo tipo de contenedores en tu jardín, como cubos, botellas, ollas…

De todas formas es mucho más práctico y funcional utilizar un recuperador de agua: un depósito que, de la misma manera que los cubos o botellas, recoge el agua de la lluvia.  Éste pero, está hecho de unos materiales mejor adaptados a la lluvia (normalmente de PVC), y acostumbra a tener una gran capacidad para recoger grandes cantidades de agua. Encontrarás de distintas formas y materiales, que se podrán adecuar a tus necesidades en función de la zona en la que vivas.

Debes saber también, que existen recuperadores de agua tanto interiores como exteriores. Así que podras escojer en función de tus gustos o necesidades.

recupera-el-agua-de-la-lluvia

No te olvides de….

El filtro

Por muy natural que sea, lo más probable es que no quieras utilizar el agua recogida con hojas, escombros y bichitos que la acompañan. Es por eso que te hará falta un filtro, para que elimine el máximo de residuos posibles. Ahora, no creas que el agua filtrada será potable… ¡NO TE LA BEBAS!

Sistema de tuberías

Hay otro rincón de tu jardín donde se acumula el agua de la lluvia: la cuneta. A través de un sistema de tuberías y adaptadores también puedes recoger esta agua también y acumularla en el depósito.

recuperador-agua-lluvia

 

En definitiva, no importa si eres del Norte o del Sur para ser responsable con el medio ambiente. No a todos nos gusta el mal tiempo, pero si poner buena cara y reutilizas el agua seguro que no te amarga tanto la existencia. Encontrarás un buen uso al agua de la lluvia, y ya has visto que prácticamente no requiere tiempo ni esfuerzo. Además, ahorrarse un poco de dinero no le va mal a nadie.

Autor

Escribe un comentario

A %d blogueros les gusta esto: