¿Alguna vez has cultivado patatas en barriles o cualquier otro recipiente? Cultivar tu propia comida en un ambiente controlado y reduciendo la exposición a productos químicos, plagas u hongos, alcanzando un rendimiento óptimo es algo que tienes que experimentar por ti mismo. Por eso, hoy te traemos este tutorial de ecoinventos, en el que podrás cosechar patatas sin necesidad de tener un huerto, ¡toma nota!

1

Cómo cultivar 45 kg de patatas en un barril: el paso a paso

1. Seleccionar y preparar un recipiente.

Tendrás que escoger un recipiente: un barril o un cubo de basura de aproximadamente 190 litros serán perfectos. Como alternativa, puedes comprar barriles usados ​​o plantadores de patatas, aunque nuestra recomendación es que busques y reutilices un recipiente para evitar que acabe en la basura.

2

 

Casi cualquier recipiente de 1 metro de alto funcionará, pero asegúrate de seleccionar un contenedor que, o bien ya tiene agujeros hechos, o uno que se pueda agujerear fácilmente. Tendrás que dejar el recipiente limpio, sin residuos de ningún tipo.

Un buen drenaje es fundamental para el cultivo de patatas sanas, por lo que tienes que perforar una serie de grandes agujeros de drenaje en la parte inferior del barril, macetero o recipiente que usemos.

2. Elige una variedad de patata.

Las patatas de siembra por lo general se pueden encontrar en viveros cuando es su temporada, pero sólo las vas a tener que comprar una vez. Si quieres, tú mismo puedes hacer brotar tus patatas antes de plantarlas poniéndolas en un cartón de huevos con la parte que tiene más brotes hacia arriba, y colocarlas en una habitación fresca donde no reciban la luz del sol directamente.

4

Rellena la parte inferior del recipiente con unos 15 centímetros de mantillo vegetal y compost. El mantillo vegetal puede estar hecho a partir de cáscaras de coco reutilizadas, haciendo así que la mezcla no nos quede demasiado compacta, lo ayudará a retener la humedad para las raíces.

A continuación, agrega algunas patatas de siembra en la capa de suelo, asegurándote de dejar suficiente espacio entre cada una. Sin apretar rellenar las patatas con otros 15 centímetros de mezcla de tierra y abono con agua para humedecer el suelo. Mantén el suelo húmedo en todo momento, pero ten cuidado de no regar en exceso.

3. Añadir más tierra.

Añade otra capa de mezcla de tierra-abono para cubrir alrededor de la mitad de éstas. Repite este proceso permitiendo que los brotes crezcan, tienes que ir cubriendo los brotes y humedeciendo la tierra.

5

4. Cosecha de las patatas.

6

Tras 10 semanas, las patatas deben estar listas para la cosecha. Excava cuidadosamente con las manos para comprobar si están listas. Después de que hayas confirmado que están listas, vuelca el barril sobre una lona y recoge tu recompensa.

7

¡Qué ricas están las patatas! Y aún más cuando las has cultivado tu mismo. Es hora de aprovechar los ratos libres para plantar alimentos de forma fácil y sencilla, ¿no crees?

¡Feliz cultivo!

Avatar
Autor

Escribe un comentario